Apenas sin tiempo de recuperarme de mi salida en solitario, ascendiendo a la Mussara (que os conté en este post), me llamó un amigo para decirme que le habían propuesto hacer una ruta por las comarcas del Baix Camp y el Priorat. Como la ruta era interesante, la compañía también y era mi último día de vacaciones dije que sí, aunque sabía que mis tres compañeros eran muy, pero que muy duros de pelar y que iba a sufrir de verdad.

En este caso el punto de partida fue la localidad de la Selva del Camp (Baix Camp), que  con una población cercana a los seis mil habitantes, nos recibía con un cielo claro y sin exceso de calor. A las ocho en punto de la mañana salíamos los cuatro ciclistas dirección al pueblo vecino de Vilaplana. Y la primera en la frente fue subir al Coll de la Batalla (468 m de altitud), un puertecillo corto pero que en frío ya me hizo subir las pulsaciones.

Ya en Vilaplana sabía lo que me tocaba …. subir los diez quilómetros que tiene la Mussara, no os voy a engañar, se me hizo largo, se me escaparon los compañeros y me adelantaron dos o tres ciclistas que venían por detrás. Pero llegué a la cima y acto seguido iniciamos un largo y maravilloso descenso hasta Mont-ral, que me permitió recuperarme e iniciar un sube -baja hasta Capafonts.

Eran ya las diez pasadas y la calor empezaba a notarse, y además tocaba subir, nuevamente plato pequeño y piñones arriba. Unos tres km intensos que nos situaban ya en dirección a Prades, donde llegamos a muy buen ritmo.  Con 46 km en las piernas era hora de hacer un pequeños descanso, comernos un pequeño bocadillo y un refresco “glorioso”. La plaza de Prades con su fuente y su preciosa iglesia fueron el lugar escogido

altimetria Rutas en bicicleta la Mussara del Baix Camp al Priorat

Altimetria de la ruta.

Afortunadamente tras el desayuno el terreno que teníamos por delante hasta llegar a Cornudella de Montsant era de lo más favorable, un largo descenso que nos situó en el km 60 de la ruta en un suspiro.  Inciso: una propuesta al iniciar la ruta era la de desviarnos un momento para subir al pueblo de Siurana, pero creo que los compañeros vieron que, a la vista de lo que quedaba, no era prudente seguir haciéndome subir por subir 🙂 .

Y lo que quedaba eran dos puertos, el de Alforja y el ya conocido de la Batalla que habíamos realizado ya a primera hora. El de Alforja me gustó, justo después de pasar por el puente que atraviesa el rio Siurana , a 380 metros de altitud aprox, inicias la ascensión que finaliza a 640 metros, con un desnivel que debe rondar el 4 – 5 %.  El descenso hasta Alforja es precioso y rápido, con buena carretera.

Finalmente “solo” falta cerrar el círculo, y esto lo hicimos primero conectando con Vilaplana y después con la Selva del Camp salvando el coll de la Batalla.

Afortunadamente las malas sensaciones de la Mussara no se repitieron, ni se cumplieron y aunque a un ritmo de ascensión que tengo que mejorar, llegué mejor de lo que inicialmente. En resumen, una preciosa salida, variada, con bonitas vistas, poquísimos coches y buenas carreteras.

Espero que te haya gustado y si te animas a hacerla me hagas llegar tus opiniones.

Un saludo.

Xavier Obis

Me apasiona el ciclismo, la lectura ¡ porqué no unirlo todo !

Colaborador en www.lescosesbones.com/blog

¿Cuánto te ha gustado?
[Total: 1 Average: 5]